Combatiendo el linfoma con energía: dietas alcalinas y dieta mediterránea

| 0 Comentarios

Hoy nos escribe Adriana:

Buenas noches:

A mi hijo Tomás, de 15 años, le han diagnosticado linfoma y al mismo tiempo está anticoagulado porque tiene trombos. He leído sus recomendaciones, pero quiero saber si le puedo dar batido verde, ya que también leí que no debe comer alimentos ricos en vitamina K. Su médico hematólogo me dijo que le diera todo tipo de comida, excepto comida cruda, pero he decidido darle batidos crudos; obviamente lavo todo y lo desinfecto. También mucha fruta al día. A él no le gusta la carne, sólo el pescado. ¿Le puedo hacer la dieta solo con pescado?
Con relación al bicarbonato, el ajo y el limón en ayunas ¿Es con el objetivo de alcalinizar?, ¿el limón no aporta lo contrario a acidez?,¿y el vinagre blanco? Básicamente quiero darle una dieta que evite la anemia, lo ayude en todo y no afecte el anticoagulante.

Mil gracias por su ayuda.


Respuesta de la doctora Paula J. Fonseca:

Estimada Adriana,

Ante todo, enviarle mucha fortaleza y todo nuestro apoyo.

El linfoma es un tumor que requiere un tratamiento intensivo con quimioterapia y es importante que, sin obsesionarse y siendo equilibrados, ayude a su hijo a combatirlo con energía a través de una alimentación saludable.

Ante todo, recordarle que debe seguir los consejos de su doctor hematólogo en todo momento. Él conoce a la perfección la enfermedad, los efectos de los tratamientos y los riesgos. Tenga especial precaución con los alimentos crudos si su hijo desarrolla neutropenia pues, aun lavando los alimentos y empleando lejía existe el riesgo de infección a través de estos. Por tanto, en caso de neutropenia mejor cocer la verdura y dársela en puré en vez de en batido. Además, cocida la digerirá mejor, aunque es cierto que se perderá algo el aporte vitamínico.

En cuanto a su duda sobre la conveniencia de consumo de alimentos ricos en vitamina K, como verduras y hortalizas, esto debe tenerse en cuenta cuando el tratamiento anticoagulante es un fármaco oral como el sintrom® (acenocumarol) pero no con las heparinas como la dalteparina. Por tanto, mientras esté con heparinas podrá consumir frutas, verduras y hortalizas que además de aportar vitamina K, contienen vitamina C que favorece la absorción del hierro y combate la anemia.

Si prefiere el pescado a la carne, es adecuado darle solo éste, no tendría por qué perder ningún nutriente y puede tomar también huevos, legumbres y frutos secos que son ricos en nutrientes.

El tema de las dietas alcalinas suele causar mucha confusión, pero simplificando, la mayoría de alimentos ácidos al consumirlos favorecen una reacción alcalina. De ahí que las frutas entre ellas el limón ayudan a lograr esto. De todos modos, el aporte de vitaminas y nutrientes es lo fundamental de las frutas como el limón y de las verduras como el ajo y también, que al consumirlos producen poco estrés oxidativo, poca inflamación. Al contrario, comenzar el día desayunando bollería industrial provoca digestiones pesadas y una respuesta inflamatoria que es nociva para el organismo.

En resumen, que dieta alcalina es similar a dieta rica en frutas y verduras, pero es más sensato y justo denominar dieta saludable a la mediterránea. El cuerpo por definición mantiene un pH estable necesario para todas las funciones y no es posible ni recomendable alcalinizarlo.

Comenzar el día tomando un vaso de limón y un diente de ajo machacado es saludable pero no lo es menos tomarlo a lo largo del día. Y ese vaso siendo bueno, no es milagroso, se le han conferido unos beneficios que son reales, pero se han exagerado.

En resumen, animarle a usted y a todos los padres a promover una dieta mediterránea, a asegurar un consumo de al menos 3 piezas de fruta y 2 de verdura al día; pescado azul y legumbres al menos 2-3 veces por semana y en los días en los que más le cueste comer, preparar purés de verduras a los que puede añadir patata y batidos de yogur con frutas a los que puede añadir galletas.


Para más información, puede adquirir nuestros libros ‘Comer para vencer al cáncer’ y ‘Remedios naturales para síntomas habituales’ a través de este enlace: https://comerparavenceralcancer.com/nuestrolibro/

Deja un comentario

Campos requeridos marcados con *.