Comer para vencer al cáncer

Consulta a la doctora: “Tengo un cáncer hormonodependiente, ¿qué alimentos reducen los estrógenos?”

| 0 Comentarios

Hoy nos escribe Raquel:

“Estimada doctora Fonseca,

Tengo un cáncer hormonodependiente. Me gustaría iniciar una dieta baja en estrógenos, ya que son los causantes de mi enfermedad. ¿Qué alimentos son bajos en estrógenos? ¿Sería útil acudir a un endocrino para que diseñara una dieta con esas características? Muchas gracias”.

Respuesta de la doctora Paula J. Fonseca:

“Estimada Raquel,

En los cánceres de mama y también en los de útero hormonodependientes, el bloqueo hormonal suele ser un tratamiento eficaz que se pauta a muchas mujeres.

Los estrógenos endógenos, los producidos por el organismo, pueden favorecer estos tumores. Sin embargo, no hay evidencia de que los estrógenos de la dieta tengan un papel favorecedor.

Así, se sabe que una menarquía (primera regla) precoz, menopausia (última regla) tardía, un primer hijo después de los 35 años, la obesidad, los anticonceptivos orales, la terapia hormonal sustitutiva mantenida más de 5-10 años, todo ello situaciones en las que aumenta la exposición a los estrógenos, son causas de estos cánceres.

Por ello, lo más importante a nivel de alimentación es realizar una dieta hipocalórica, hacer ejercicio físico, que bloquea la producción de estrógenos, moderar el consumo de alcohol a no más de dos vasos de vino o cerveza al día y evitar la obesidad.

No está indicada una dieta pobre en estrógenos, puesto que la cantidad de éstos en los alimentos es muy baja.

Como puedes comprobar a continuación y como se recoge en el libro Remedios naturales para síntomas habituales, en el capítulo de ‘Plantas y alimentos para la mujer’, los alimentos que contienen estrógenos son ricos en sustancias antitumorales y por tanto, no está claro que se deban suspender. Estos alimentos que contienen estrógenos son:

  • Aceite de oliva y aceitunas.
  • Alimentos más ricos en fitoestrógenos (estrógenos naturales):

o   Brotes de alfalfa

o   Espinacas

o   Soja:  tofu y leche de soja.

  • Cereales: avena, arroz integral, cebada, centeno, trigo.
  • Frutas: cerezas, ciruelas, manzana.
  • Huevos.
  • Legumbres: alubias, lentejas, garbanzos, guisantes.
  • Semillas de alfalfa, anís, hinojo, amapola, girasol y lino.
  • Verduras: berenjena, remolacha, repollo, tomates y zanahorias.

Por el contrario, los alimentos que tienden a reducir los estrógenos de la mujer, siendo también alimentos con propiedades antitumorales (incluidos en el TOP 10 de alimentos anticáncer en el libro Comer para vencer al cáncer) y que por tanto, deberías incluir en tu dieta diaria, son fundamentalmente:

  • Frutas: cítricos (naranja, limón, pomelo, kiwi, piña), higo, melón, pera  y uvas.
  • Verduras y hortalizas: col (brócoli, coles), judías verdes, calabaza y cebolla.

Te animo por tanto a ti y a todas las mujeres que estéis luchando contra un cáncer de mama y/o útero hormonodependiente a controlar el peso y a reducir la ingesta de calorías, a preferir alimentos naturales, frutas y verduras, y a realizar ejercicio físico diario.

¡Mucha fortaleza!”

Paula J. Fonseca

Deja un comentario

Campos requeridos marcados con *.